Publicador de contenidos

angle-left «Lechazo de Castilla y León» (IGP)

«Lechazo de Castilla y León» (IGP)

¿Qué es el «Lechazo de Castilla y León»?

Es la cría de ovino, tanto macho como hembra, nacida y criada en el territorio de la Comunidad Autónoma de Castilla y León, procedente de las razas Churra, Castellana, Ojalada, o de los cruces entre dichas razas, que se ha alimentado exclusivamente con leche materna.

Serán amparadas por la Indicación Geográfica Protegida «Lechazo de Castilla y León» las canales que cumplan las características siguientes:

  • Peso de la canal: entre 4,5 y 7 kg. Si la presentación del lechazo se hace con cabeza y asadura, se incrementa el peso de la canal en 1 kg.
  • Clasificación de la canal: Categoría A calidad 1.a, según la Normativa Europea de Calificación de Canales de Ovino vigente.
  • Formas de presentación: canal con cabeza y asadura, canal sin cabeza y asadura, media canal y cortes primarios.
  • Conformación: perfil rectilíneo con tendencia subconvexa, proporciones armónicas y contornos ligeramente redondeados.
  • Características de la grasa: grasa externa de color blanco céreo. El epiplón cubrirá la canal. Los riñones aparecerán cubiertos de grasa, al menos, en la mitad de su superficie.
  • Color de la carne: blanco nacarado o rosa pálido.
  • Características de la carne: carne muy tierna, de escasa infiltración de grasa intramuscular, gran jugosidad y textura muy suave.

¿Dónde se produce?

En la totalidad del territorio de la Comunidad Autónoma de Castilla y León.

¿Qué lo vincula a la zona geográfica?

El vínculo entre la zona geográfica y el producto «Lechazo de Castilla y León» se basa en la reputación del nombre y en el método productivo tradicional, en el que la cría es alimentada exclusivamente con leche materna, que junto las razas Churra, Castellana y Ojalada confieren unas características específicas a la carne.

La historia de las razas Churra, Castellana y Ojalada siempre tuvo un alto significado económico en las explotaciones agrícolas de Castilla y León, donde existía una gran simbiosis entre este ganado y la agricultura. Así, desde el siglo XIX la ganadería de ovino coexiste con la agricultura cerealista, en una relación de igualdad, sin preponderancia de ésta al ir desapareciendo paulatinamente la práctica de la trashumancia.

Así, siempre se ha asociado la buena carne de ovino y su particular sabor y flavor a su alimentación y dieta basada en las rastrojeras y pastos naturales; por lo tanto, aun siendo un producto ganadero, siempre se ha considerado un producto natural de calidad porque éste venía asociado directamente, a través de su alimentación y dieta, con la tierra.


Documentos Técnicos

Pliego de condiciones modificado

Documento único


Consejo Regulador IGP «Lechazo de Castilla y León»

Dirección: Ctra. Aldehuela, 23, 49029 Zamora

Tel./Fax: 980 04 00 16 / 980 52 53 40

Correo electrónico: info@lechazodecastillayleon.es

                               comunicacion@lechazocastillayleon.es

Página web: http://www.lechazodecastillayleon.es/